La Vegas hace girar la ruleta del turismo

 
Carlos Velázquez
hrs.

Este fin de semana Las Vegas demostró su poder como destino y, además, que los estadounidenses quieren seguir viajando incluso cuando no se haya resuelto el problema de la pandemia del Covid-19.

Ubicado en Nevada, que está en la posición 35 de los estados de la Unión Americana por número de contagios con menos de 10 mil, el destino ha basado su campaña de regreso en el concepto de Smart Las Vegas o Las Vegas inteligente.

Ello significa que todos debe entrar a los casinos, restaurantes y lugares cerrados con tapabocas; que deben lavarse las manos y usar gel con frecuencia y que deben mantener una distancia de casi dos metros respecto a otras personas.

Publicidad
Publicidad

Algo que por supuesto no sucedió siempre según las imágenes que se vieron el sábado y domingo, con personas codo con codo jugando a la ruleta o clientes frente a las maquinitas sin tapa bocas.

Los empresarios del destino también mostraron el power pues hubo desde dueños de casinos que regalaron dos mil boletos de avión sólo de ida a destinos que ya tienen conectividad aérea con Las Vegas y que “volaron” en dos tandas de unos cuantos minutos.

Como también circularon las invitaciones personales a los jugadores adinerados y de “sangre fría” a quienes les regalaron las suites y 10 mil dólares o más en fichas, para que regresaran a probar suerte a los tapetes verdes más exclusivos.

Prácticamente cada día están abriendo más hoteles y negocios, aunque el ejemplo lo pusieron el Wynn, el Encore y el Bellagio, que además relanzó su espectáculo de las fuentes.

Las acciones de empresas como Carnival, Delta, United y Expedia tuvieron ganancias importantes, pues todo esto demuestra que el poderoso consumidor estadounidense quiere seguir viajando no obstante que la economía de ese país esté seriamente dañada.

La única duda es qué impacto tendrá el regreso de Las Vegas, en términos de contagios del Covid-19.

Divisadero

Sofocón. El jueves por la tarde recibí una llamada que me dejó boquiabierto y patidifuso, pues un funcionario del más alto nivel de la Secretaría de Turismo Federal me marcó para reclamarme una información publicada en este espacio que está verificada y es cierta.

Además de los gritos, puyas e insultos, como queriendo “celebrar” el día de la libertad de expresión de este domingo 7 de junio, me amenazó con exhibir públicamente que estoy en el extranjero, “mientras los mexicanos se están muriendo de Covid-19”.

Dato que demuestra su capacidad de investigación o que no tiene nada mejor que hacer, pues el sujeto a evidenciar es un periodista especializado en viajes, que se encuentra fuera de México debido a una situación personal y que no está violando la ley.

Una circunstancia que además agradezco, pues acá la pandemia sí está doblando la curva y hay una mayor infraestructura hospitalaria en caso de una emergencia.

Quizá alguna vez comparta toda la historia que incluso sería jocosa, de no haber sido protagonizada por una autoridad en el poder que colabora con el presidente López Obrador y que es miembro de la 4T.

Comentarios

hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
Ir a la barra de herramientas
X