Ya hay retos de imagen para el turismo mexicano

 
Carlos Velázquez
hrs.

Si los “cortes de caja” son importantes para comparar el desempeño por venir, ahora hay que identificar los retos para 2019 que en el caso específico del turismo no son pocos.

Al arranque del año las bravuconadas del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) en contra del Tren Maya, responsabilidad de Rogelio Jiménez Pons, titular de Fonatur, ofrecieron un buen ejemplo de la falta que hará el Consejo de Promoción Turística de México (CPTM).

Lo mismo que la más reciente balacera en otro bar de Playa del Carmen, que le costó la vida a cinco personas.

Contar con un manual de crisis y tener contratadas a empresas de relaciones públicas internacionales especializadas (rp) en los temas turísticos, son importantes ante situaciones como éstas y ahora los destinos tendrán que hacomes frente sin el apoyo del CPTM.

Aunque en la práctica seguirá operando por unos meses más, hoy su foco está en el Tianguis y en la Feria de Turismo de España (Fitur) y no hay intención ni recursos para renovar los contratos con las agencias de rp.

Según Mario Uvence, un reconocido hotelero de San Cristóbal de la Casas y quien hasta el año pasado fue titular de Turismo de Chiapas, el regreso del EZLN no ha afectado las reservaciones en esta temporada alta en su entidad.

Mientras que Quintana Roo, el principal estado turístico del país, tiene en Carlos Joaquín González un gobernador que conoce el tema y que además cuenta con el Consejo de Promoción Turística del estado (CPTQ).

Así es que sus colaboradores han estado activos contextualizando los crímenes, que al parecer son atribuibles al narcomenudeo.

El tema de ninguna manera es positivo, para un estado en donde ha dejado de crecer la llegada de viajeros de Estados Unidos después de las alertas de viajes de ese país en 2017.

Los titulares de turismo en las entidades tienen en éste un tema para reflexionar, pues estos dos hechos ponen de manifiesto la importancia de contrarrestar con información y estrategias de medios los hechos negativos que pueden impactar negativamente a sus destinos.

Por lo que se refiere a la situación de los mercados emisores relevantes para México, en Estados Unidos es insistente la visión de que se aproxima para 2020 un ciclo a la baja de su economía.

Como se sabe una de las características de las crisis es que ocurren de forma imprevista, pero en términos generales hay una visión positiva para este periodo que comienza.

Por lo tanto el reto para México es que sus destinos logren atraer de nuevo a más estadounidenses; a contario de lo que sucedió en 2018 donde hubo incluso crecimientos negativos en algunos destinos de sol y playa debido a la percepción de inseguridad.

En ese sentido también, eventos como el de Playa del Carmen no son buenas noticias.

Atraer a esos viajeros, además, con menos recursos para promoción plantea un escenario complicado; así es que el primer factor a revisar será el comportamiento de las tarifas para la próxima temporada de spring brake.

 

 

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas