Mucho ruido y pocas nueces en Fitur

 
Carlos Velázquez
hrs.

Dice Rodrigo Esponda, director del Fideicomiso de Promoción Turística de Los Cabos (Fiturca), que los socios de este organismo tomaron la decisión de no participar esta vez en la Feria Internacional de Turismo de España (Fitur), porque “no había razón de negocio para ir”.

Con un criterio estrictamente técnico sólo el Caribe Mexicano y unos cuantos destinos más tendrían una razón de pesos y centavos para acudir a un evento, que dicen los asistentes está al 25% respecto a un año normal.

Lo más relevante será el hecho mismo de que están reiniciando los congresos y convenciones del turismo tras el inicio de la crisis de la pandemia.

Al final las ciudades y destinos que sí acudieron a Fitur fueron Puebla, Chiapas, CDMX, Guanajuato, Tamaulipas, Riviera Nayarit, Michoacán, Durango, Yucatán, Acapulco e Ixtapa Zihuatanejo.

Ni siquiera este evento catastrófico logró unir el stand de México con el del Caribe Mexicano, sencillamente porque los precios del primero no son competitivos a los que ofrece el segundo para sus destinos y socios comerciales.

Respecto al desarrollo de la feria, uno de los pocos anuncios vino del Caribe Mexicano pues Bruno Claey, director general de la aerolínea de bajo costo World2Fly, anunció junto con Darío Flota, director del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo, el inicio del vuelo Madrid-Cancún desde el 11 de junio y Lisboa-Cancún desde el 11 de julio.

Los nuevos vuelos representarán, en el caso de Madrid, 864 asientos disponibles cada semana y en el de Portugal 388.

Un tema que sigue causando preocupación es la pandemia, después de que en esa entidad el gobierno estatal endureció las medidas para frenar los contagios luego de que estos aumentaron en las útimas semanas.

Hasta ahora en el gobierno estatal no hay planes de pasar del semáforo anaranjado a rojo, aunque se mantiene una ocupación del 97% en las camas Covid del IMSS y de 82% en los hospitales estatales del norte de la entidad.

Miguel Torruco, el secretario de Turismo, comió con los empresarios españoles que tienen intereses en México quienes externaron sus preocupaciones respecto a la seguridad, el Covid-19 y los cambios en el ambiente de inversiones en México.

Ríu mantiene sus quejas porque no ha podido seguir adelante con su hotel en Nizuc con las densidades autorizadas, aunque existen pocas dudas de que no lo haya hecho recurriendo a prácticas de corrupción.

Divisadero

AMAV. En el pleito que traen Eduardo Paniagua, quien a toda costa quiere mantener la presidencia de la Asociación Mexicana de Agentes de Viajes (AMAV), y el grupo de Jorge Hernández, ahora los primeros dieron de baja a la empresaria Nadia Zedillo de este organismo.

Una maniobra sucia para impedir que participe como candidata a la presidencia en la asamblea del 29 de mayo próximo en Saltillo; todo porque Paniagua ya le tomó gusto a la grilla empresarial-turística y quiere reelegirse a toda costa.

Lamentablemente tendrán que sentarse a cuidar “el sueño de los justos”, quienes todavía esperan de él un mínimo de decoro.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X