Rusia perdió el punch como emisor de viajeros

 
Redacción
hrs.

Entre las decisiones que ya piensa implementar **Lourdes Berho**, nueva titular del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), está cerrar la oficina de este organismo en Moscú, para fortalecer la presencia en París y en Escandinavia.

Rusia es uno de esos casos donde se registró un gran crecimiento en la llegada de turistas a México, aunque las condiciones cambiaron radicalmente en los últimos años debido a los problemas económicos y políticos en ese país.

De hecho, ha habido una caída en la llegada de viajeros y es importante acotar los gastos en esa región, para canalizar los recursos hacia otros que le generen más visitantes al país.

**Lourdes Berho** está trabajando con **Maru González O’Farrill** como directora de las Oficinas de México en el Exterior (OME), aunque ella también sigue coordinando en la Secretaría de Turismo el programa Viajemos Todos por México.

De hecho, Enrique de la Madrid, titular de la Secretaría de Turismo, debe tomar la decisión sobre la posición que, finalmente, asumirá ella, que es una de sus colaboradoras más cercanas.

Otro tema interesante es el de las campañas en marchas, pues ya es un hecho que fueron detenidas para esta temporada de verano debido a que los números de las reservaciones mostraban cifras a la alza.

Aunque originalmente se pensaba que la campaña de Viajemos Todos por México reemplazaría a la de Vívelo para Creerlo, todavía hay un escenario para que se mantengan las dos.

Una en función de la recordación obtenida para visitar el país y la otra para usar este programa específico.

**Berho** llega a trabajar como cabeza en la promoción del país y es deseable que sus resultados sigan abonando a los buenos números que se han visto en los primeros tres años y medio de esta administración

**DIVISADERO**

Aeroméxico. Después de varias semanas de complicaciones, en donde la aerolínea que comanda **Andrés Conesa**, tuvo que meterse a fondo para negociar con los sindicatos de pilotos, finalmente ayer llegaron a un acuerdo.

Luego de que había un contrato multianual, el sindicato de pilotos presionó fuerte para equiparar las condiciones de trabajo de los empleados que registran décadas de antigüedad en la empresa con los de nueva contratación.

Un intento por aprovechar el momento de buenos resultados de esta aerolínea, después de muchos años de pérdidas.

Haber aceptado la apertura del contrato colectivo de trabajo habría tenido un impacto negativo para comenzar entre los inversionistas que tienen expectativas en función de las reglas actuales del juego.

En ese sentido, hay que leer el comunicado que emitió ayer en la tarde Aeroméxico y que es peculiar debido a su brevedad:

“Aeroméxico y la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA) informan que suscribieron un convenio de productividad que se traducirá en beneficios para ambas partes”.

Más allá de los detalles, lo que esto significa es que no se modificó el contrato colectivo y que los pilotos de reciente ingreso ganarán más dinero en función de que sean más productivos para la empresa.

Comentarios
hrs.
Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas