Revisan opciones para que vayan más estadounidenses a Quintana Roo

 
Carlos Velázquez
hrs.

Un día después de que Miguel Torruco, Secretario de Turismo, cenó en Madrid con algunos de los principales empresarios turísticos de España; varios de ellos asistieron a otro encuentro y se mostraron sorprendidos por lo que escucharon allí.

Personajes como Pedro Barceló, Carmen Ríu y Gabriel Escarrer acudieron a un encuentro en el que supuestamente estaría Carlos Joaquín González, gobernador de Quintana Roo, quien tuvo que cancelar su viaje a la capital española para participar en una reunión estratégica de seguridad con Alfonso Durazo, el Secretario del ramo; evento que también provocó que el gobernador de Sinaloa, Quirino Ordaz, anticipara su regreso de Madrid.

En lugar de Joaquín González estuvieron Marisol Vanegas, titular de Turismo de Quintana Roo, y el director del Consejo de Promoción Turística de la entidad (CPTQ), Darío Flota.

Además de Alejandro Zozaya quien es el CEO de Apple Leisure Group.

La visión de este último ha sido insistente en destacar la contracción de la llegada de turistas estadounidenses a Quintana Roo, no sólo porque son el principal mercado de su compañía sino porque además son los que más gastan y generan una mayor derrama económica.

En los número generales, otros mercados han compensado esas caídas; pero los números de Zozaya dicen también que los destinos quintanarroenses están perdiendo participación de mercado frente a otros competidores del Caribe como Dominicana y Jamaica.

En el discurso del Secretario de Turismo Federal, los problemas de seguridad se resolverán debido a la visión social del nuevo gobierno; además de que, como le dijo a los españoles un día antes, la promoción será solventada con la participación de aliados de la iniciativa privada.

Sin embargo, a la hora de revisar los detalles en Quintana Roo quedó claro que la situación es bastante más compleja.

La parte positiva es que al menos en lo que se refiere al tema de seguridad, hubo apoyo para analizar alternativas a través de mesas de trabajo que impliquen inversiones de los hoteleros; algo que ya generó resultados positivos tras el brote de inseguridad en Los Cabos.

También quedó claro que será importante trabajar conjuntamente en la promoción, para evitar que siga bajando la llegada de estadounidenses.

El reloj está corriendo y los siguientes meses serán cruciales, para darle la vuelta a una situación que no se puede ignorar.

Divisadero

Playa Espíritu. Daniel Chávez, el presidente de Grupo Vidanta, ya levantó la mano para adquirir una propiedad de 150 hectáreas en el Centro Integralmente Planeado (CIP) menos rentable de Fonatur.

En la pasada visita del presidente López Obrador a Sinaloa, la conclusión a la que llegó junto con el gobernador Ordaz Coppel fue que ese “elefante blanco” se pondrá a la venta, pero no se rematará.

Allí fue donde Chávez dijo que el lugar le servía para abrir una terminal de cruceros para su nueva naviera y ahora el reto para las autoridades es que la operación no se enfríe y realmente se determine un precio que haga sentido para todas las partes.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas