Los 50 Best y el posicionamiento de la comida mexicana

 
Redacción
hrs.

El lunes por la noche se llevó a cabo, por segunda vez en México, la entrega de los premios de los 50 Best Restaurants en América Latina, que otorga la revista Restaurante del grupo William Reed.

**Enrique de la Madrid**, titular de la Secretaría de Turismo (Sectur), estuvo presente; aunque fue un evento que contrató su antecesora **Claudia Ruiz Massieu**, hoy secretaria de Relaciones Exteriores.

Si bien la fiesta fue menos grande que el año pasado, cuando hubo al menos el doble de asistentes y hasta una fiesta adicional para desvelados; esto no tuvo que ver ni con los recortes presupuestales de este año, ni con los cambios en la Sectur.

En realidad el equipo del 50 Best de Londres se reorganizó este año y optaron por un evento más apegado al del premio global, que tanta expectación genera en el mundo de la gastronomía.

El Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), que hoy dirige **Lourdes Berho**, quien por cierto no acudió porque está en Nueva York, ya había invertido desde 2015 algo así como 250 mil libras esterlinas, por los dos años.

La gastronomía mexicana tiene el reto de posicionarse mejor como una de las grandes fortalezas turísticas del país y, ciertamente, este evento le dio visibilidad a algunos de los mejores restaurantes mexicanos.

En términos objetivos, en 2014 hubo ocho restaurantes mexicanos entre los 50; en 2015 el número bajó a siete y en este 2016 subió a nueve.

Uno de ellos, Pujol, se coló en la quinta posición, superando a Quintonil que se mantuvo en la sexta.

También salieron Máximo Bistrot y Rosetta; pero regresó Corazón de Tierra.

Al final, México sumó nueve restaurantes en total; lo mismo que Perú, Argentina y Brasil; aunque Perú se quedó con la primera y segunda posición.

El interés que sigue despertando la comida mexicana va la alza, pero no parece suficiente.

Tras anunciarse la política gastronómica, el año pasado, no se han visto suficientes acciones coordinadas para que México logre al menos tener una exposición y atención mediática al menos similar a la que ha conseguido Perú.

El año que viene el evento se irá a Colombia y sin duda debe ser un reto para México seguir trabajando en este tema.

**DIVISADERO**

Buen fin. La entrada de Viajemos por México al programa del Buen Fin puede potenciar este programa diseñado en la Secretaría de Turismo.

Para comenzar se está convirtiendo en el parteaguas a través del cual se comercializarán los viajes, durante ese periodo de ofertas, que este año irá del 18 al 21 de octubre.

Pero además, participará de la campaña que se realizará con tiempos oficiales en radio y televisión, lo que le dará un impulso adicional.

En Viajemos todos por México, uno de los jugadores más activos en la comercialización ha sido Price Travel Holding, que dirige **Esteban Velásquez**, que tiene en su portal una sección de ofertas exclusivas y acceso al programa a través de sus todos sus puntos de venta.

Una de las firmas que más está comprometida con este movimiento.

Comentarios
hrs.
Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas