Levy, un personaje que toca los extremos

 
Carlos Velázquez
hrs.

No sólo Simón Levy sino también Miguel Torruco se volvieron adversarios políticos del ahora senador Miguel Ángel Mancera por la misma razón: Apoyar a Andrés Manuel López Obrador.

Tras el anuncio de que será el próximo Subsecretario de Planeación Turística, algunos medios filtraron un proceso en marcha contra Levy para inhabilitarlo como servidor público por una década y cuyo efecto suspendió promoviendo un amparo.

Hace días seguía el expediente CG DGAR DRS 02/73/2018 en la sección de sancionados de la Contraloría General del Gobierno de la Ciudad de México.

Ahora fue retirado y tampoco está en la sección de inhabilitados; un proceso vinculado al proyecto del Corredor Cultural Chapultepec que Levy impulsó siendo titular de la Agencia de Promoción, Inversión y Desarrollo de la CDMX.

Además del conato de inhabilitación, el gobierno capitalino canceló un contrato que impulsaba con inversionistas privados, para transformar una vieja planta de asfalto en la llamada Ciudad Tecnológica.

Levy reveló que otra vez su familia estuvo amenazada y la tuvo que sacar a Estados Unidos.

El futuro subsecretario es un personaje singular pues vivió en China, habla mandarín, ha emprendido negocios en Asia, tiene un doctorado en derecho, publicó el libro Crecer sin Deuda que fue premiado y la novela Neonao.

Además hace poesía, como este fin de semana en su cuenta de twitter: “Tú que intentaste ser eternidad, no te queda más que ser rumor de viento”.

Quien, por todo lo anterior, parece un fuera de serie; también se ha granjeado enemistades como la de Jorge Guajardo ex embajador de México en China, quien declaró en 2015 al periodista Salvador Camarena que Levy es “mentiroso compulsivo”.

En esa entrevista recordó la historia de la réplica del Ángel de la Independencia que Levy llevó a China con un cooperativo con Aeroméxico, el Fondo Mixto de Turismo de la CDMX y el Consejo de Promoción Turística:
“Fue un problemón (…) Los chinos tenían cero interés de ponerlo en ningún lado”, insistió Guajardo.

Levy aseguró que el proyecto se hizo, aunque el diplomático trató de bloquearlo.

“A Guajardo le molestaba que yo hiciera negocios en China con mi empresa Latinasia travel services que constituí para ello.

“En cambio él era funcionario público y hacía dinero con la capacitación y otorgando visas turísticas; también llevó a México a la peor relación con China durante la crisis del virus AH1N1”.

Según una fuente que colaboró en el Fondo Mixto en esa época, Latinasia recibió 10 millones de pesos por el proyecto del Ángel; aunque Levy dijo que sólo fueron dos.

Según ese informante, también le regresaron facturas por falta de comprobación; “fue por unas fotos, las cambiamos y se resolvió”, relató el futuro Subsecretario.
Mientras Darío Flota, hoy director del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo, recordó que la Riviera Maya recibió un reconocimiento por la promoción que hizo contratando a Levy en China.

En mi opinión es un especialista en Asia y su trabajo de mercadotecnia turística fue solvente tanto por los resultados como administrativamente, declaró a este espacio.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas