La baja de los hidrocarburos y el turismo

 
Nallely Campos
hrs.

Nuevamente cuando el escenario de precios del petróleo a la baja implica riesgos importantes para las grandes cifras económicas de México, el turismo podría resultar beneficiado en 2015.
Aunque ya no se repetirán los crecimientos de dos dígitos en la llegada de turistas internacionales por la vía aérea, claramente es posible anticipar que los precios de los boletos aéreos no sólo no subirán sino que, incluso, podrían
reducirse.
La caída en los precios internacionales del petróleo tiene una explicación compleja, que algunas veces parecería salir de un libro de ciencia ficción.
Es un hecho que las tecnologías de perforación de pozos de extracción a través de la inyección de líquidos de alta presión a la tierra, hoy están dando sus frutos y derivando en una insospechada autosuficiencia petrolera de Estados Unidos.
Una situación que, incluso, parece haber sido diseñada por una mente que deliberadamente hubiera querido poner en jaque a esos países de Oriente Medio o a Venezuela, donde hay una seria rivalidad con Estados Unidos.
Aunque la realidad es que todo fue producto del avance tecnológico, el panorama de los precios de los hidrocarburos está cambiando de forma inusitada.
Según un reporte del 6 de noviembre de la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés), el precio de los hidrocarburos al cierre del segundo cuatrimestre del año había bajado 25% contra el mismo periodo del año previo.
Por otra parte, el precio promedio de las acciones de las aerolíneas aumentó seis por ciento en el décimo mes del año, contra octubre de 2013.
No todas las aerolíneas resultarán igualmente beneficiadas, en México la turbosina representa un porcentaje mucho menos en los gastos totales de Aeroméxico en comparación con las llamadas líneas de bajo costo como Interjet, Volaris y Viva Aerobús.
De hecho también es previsible anticipar en el escenario que durante lo que falta de este año y el próximo seguirá la intensa competencia tarifaria, como ya ha ocurrido en 2014.
Los financieros de las aerolíneas tienen mucho trabajo por delante, pero sin duda habrá un aliciente para que más personas viajen en avión.
**Divisadero**

Acapulco. La Secretaría de Turismo de Guerrero reportó una ocupación hotelera de 61.1% durante el último fin de semana largo del año; aunque la Conferderación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) refirió que estuvo 11 puntos abajo, esto es 50 por ciento.
De poco sirve manipular las cifras en uno u otro sentido y quizá la noticia más positiva es que no surgieron problemas de violencia como estimaban algunos; sin embargo, el panorama económico sigue siendo muy malo para los trabajadores y prestadores de servicios turísticos en Guerrero, por lo que urge una estrategia creíble para reactivar los destinos de la entidad.

Comentarios
hrs.

Periodista especializada en turismo

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas