La 4T genera un shock por el empleo

 
Carlos Velázquez
hrs.

José Luis Beato es el secretario de Economía del Gobierno de la Ciudad de México y ayer, en un encuentro con la Asociación de Turismo de Reuniones (ATR), que preside Tony Gámez, fue muy abierto sobre los problemas de empleo que padece la capital.

En pocas palabras dijo que la reducción del número de servidores públicos que laboraban en el gobierno federal, ubicados en la CDMX, fue de 80 mil.

La demanda añadida del mercado laboral crece a un ritmo de 1.2 millones de puestos por año en el país, 100 mil por mes, así es que los tres mil nuevos puestos que se abrieron en mayo significa que hubo un rezago de 97 por ciento.

En cinco meses de 2019 ha habido 21 mil afiliaciones al Seguro Social en la capital, cuando deberían haber sido 17 mil por mes.

La situación en la CDMX es complicadísima, pero en el resto del país incluso hay una contracción de 18 mi afiliados al IMSS.

Beato explicó que la reducción de empleados públicos, muchas veces se hizo sin valorar sus capacidades y reconoció también que la normatividad gubernamental no ha permitido que los recursos liberados se traduzcan rápidamente en inversiones productivas.

Reunido con unos 100 empresarios y ejecutivos de la industria de reuniones, cuando le preguntaron qué tenía planeado hacer por este sector respondió: “Nada”.

Ya después aclaró que esperaba que fueran los propios empresarios quienes hicieran propuesta concretas, pues el gobierno tiende a complicar los escenarios cuando se pone “creativo”.

También dijo que la desaparición del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM) le puso un reto adicional a la industria de reuniones y al turismo que están compitiendo desventajosamente con otros destinos.

En la Ciudad de México los tres grandes retos son la seguridad, la movilidad y la falta de agua que deberán resolverse en los siguientes años y hasta lustros.

Se mostró optimista porque dijo hay gran interés de los inversionistas por hacer negocios y adelantó que ya tiene cuantificados proyectos por más de 200 mil millones de pesos, si se generan las condiciones adecuadas.

Divisadero

Cancún. Raúl Bermúdez, enlace territorial del Tren Maya en el Norte de Quintana Roo y funcionario de Fonatur, le puso los ”pelos de punta” a los gerentes de los hoteles JW Marriott, Marriott, Paradisus, Fiesta Americana, Oasis y Omni.

El funcionario quiere recuperar una zona de jardines conocida como Los Palmares, frente a dichas propiedades, para convertirlo en un Parque Social.

Decisión que no sólo afectaría el valor de los hoteles, sino que tiene implicaciones medio ambientales y hasta de movilidad.

WTTC. Gloria Guevara, presidenta del Consejo Mundial de Viajes y Turismo, acaba de firmar una alianza estratégica con el Foro Económico Mundial (WEF), para el uso de la gestión de la identidad de los viajeros.

Las tecnologías digitales aplicadas a identificar a los viajeros son fundamentales para el desarrollo del turismo, pues harán más fácil y ágil viajar con un alto grado de seguridad.

Un tema en el que, por cierto, México está sumamente atrasado no obstante que es una potencia turística.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas