“Ella Canta”, el restaurante mexicano más chic de Londres

 
Carlos Velázquez
hrs.

Londres. Cuando Álvaro Rey, gerente general del InterContinental Park Lane, viajó a la Ciudad de México para buscar un concepto gastronómico para su hotel, visitó varios restaurantes top de la capital.

Incluyendo los templos de las “vacas sagradas”, como Jorge Vallejo y Enrique Olvera, sobre quienes consideró que hacen un gran trabajo con los productos mexicanos aunque su comida va en línea con las nuevas tendencias de la gastronomía mundial.

Entonces fue a “Dulce Patria” y descubrió que la comida de la chef Martha Ortiz le encanta a los comensales extranjeros y que además ella es promotora de la cocina y la cultura mexicana; así es que terminaron firmando un contrato para abrir “Ella Canta”.

El InterContinental no sólo está en la zona más exclusiva de Londres, sino en una de las esquinas más caras de una ciudad que define la palabra “opulencia”.

El diseño corrió a cargo de David Collins Studio, altamente reconocido, e InterContinental invirtió en el proyecto tres millones de libras esterlinas, es decir unos 75 millones de pesos.

El lugar abrió hace mes y medio y, según Rey, va superando las expectativas del plan de negocios con llenos todas las noches.

“Ella Canta” es un sitio elegante, con mucha madera e innumerables detalles sobre la cultura mexicana; las meseras visten como “Fridas” rubias o afro británicas mientras la música contribuye al ambiente festivo.

En la carta hay, por ejemplo, guacamole con granada y un chapulín crujiente teñido de dorado y descrito como “joya mexicana”.

También carnitas, pato con mole negro, mole verde, cochinita pibil, mixiotes vegetarianos; además de mezcal y cervezas artesanales.

Rey le ha pedido apoyo a la embajada de México, cuyo titular es Julián Ventura, para que facilitar la importación de los vinos mexicanos de alta gama, pues en este momento la oferta es limitada.

En cambio hay algunos mezcales de agaves escasos y costosos, como Coyote y Madre Cuixe, a unas 30 libras o 750 pesos la copa.

Así es que Ortiz exportó su fórmula de platillos de la cocina tradicional mexicana, bien preparados y con una presentación espectacular.

Hasta los flemáticos ingleses sacan sus celulares y toman fotos, cuando llegan los cocteles humeantes o cuando aparecen las bebidas de temporada, como la margarita negra con hielo espolvoreado con pétalos de flores secas en alusión al Día de Muertos.

“Ella Canta” está llamando tanto la atención, que Rey aseguró haber recibido la visita de varios de sus colegas de otras partes de Europa; quienes están en busca de nuevas opciones culinarias.

Si logra consolidarse en el gusto de los ingleses; será el primer proyecto gastronómico mexicano en Londres dirigido al público que más paga.

Sobre Ortiz algunos de sus colegas llegan a marcar esa distancia, con quien no está a la altura de la supuesta vanguardia gastronómica mundial.

Pero quizá la mezcla de gran ambiente, cocteles inenarrables y comida tradicional mexicana bien hecha; sea la fórmula para que la gastronomía mexicana provoque una “revolución”, como dice Rey, entre los  ingleses ávidos de nuevas experiencias.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X