El Covid-19 ya es una peste mediática

 
Carlos Velázquez
hrs.

¿Cuánto tiempo durará el peso al nivel más bajo de su historia respecto al dólar?

Se necesitaría una bola de cristal para saberlo, la lógica dice que no mucho tiempo; pero los escenarios que está planteando la pandemia del nuevo coronavirus no tienen precedente.

Hoy la información oportuna y la contención de crisis jugarán un papel fundamental para el turismo mexicano y los destinos mejor preparados para ello lograrán salir mejor librados y hasta tomarán ventaja de esta situación.

Desde que el presidente López Obrador anunció que liquidaría el Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), en este espacio se ha insistido que una de las tareas más importantes que se estaban perdiendo era el manejo de crisis.

Hoy existe una comisión que lleva ese nombre dentro del Consejo de Diplomacia Turística, pero si no se le dota de presupuesto para contratar a empresas especializadas; todo quedará en buenas intenciones.

El fin de semana una de las colaboradoras del fideicomiso de turismo de Loreto, relataba que de cuatro periodistas estadounidenses que recibirían de California este lunes para hacer un viaje de familiarización, ya habían cancelado dos por el coronavirus.

Uno de ellos tenía problemas respiratorios y su médico le había indicado que no fuera a aeropuertos ni volara. El otro “había oído” que en México había coronavirus.

En realidad, en Estados Unidos hay más casos y hoy la información precisa y bien contextualizada es indispensable.

Tradicionalmente, las devaluaciones, como la que ha sufrido el peso en la última semana, alientan la llegada de turistas de países con monedas duras y eso también hay que comunicarlo.

Como hay que decir, también, sin ponerle ni quitarle, cómo están atendiendo el problema del Covid-19 las autoridades de salud para, de esa forma, generar confianza y alentar la llegada de viajeros que, a unas pocas horas de vuelo, tienen grandes destinos mexicanos y a un precio más bajo por el tipo de cambio.

Entidades como Baja California Sur y Quintana Roo cuentan con sus agencias y tienen planes de manejo de crisis, pero si no hay una respuesta expedita de la Federación muchos estados no contarán con esos profesionales que antes pagaba el CPTM.

Quienes no quieran ver que estamos en los linderos de una crisis económica, de salud y para el turismo, quienes sigan “confiando” en que las cosas mejorarán como por arte de magia, seguramente se encontrarán dentro de pocos meses con mexicanos que les reclamarán debido a su criterio limitado.

Divisadero

Sálvese quien pueda. Como a SOS sonó el comunicado del Consejo Mexicano de la Industria de Reuniones (Comir), que preside Jaime Salazar, para recordar que de estos eventos no sólo depende ese negocio, sino millones de empleos.

Es verdad, también, que dicen estar atentos y preparados para atender cualquier recomendación de las autoridades de salud pública para reducirlos o cancelarlos debido al Covid-19.

Una posición seria, aunque el alud de malas noticias del fin de semana y de ayer lunes, en relación al tema, ya ha generado una situación próxima al pánico.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas