Diseño de Foster en Panamá fue “negligente”: Copa

 
Carlos Velázquez
hrs.

Ciudad de Panamá. Si la infraestructura del Aeropuerto de Panamá ha sustentado el crecimiento de Copa; el proyecto “llave en mano” que asignó el gobierno anterior a Odebrecht fue lamentable, lo mismo que el “diseño negligente” del equipo de arquitectos encabezado por Norman Foster aseguró Pedro Heilbron.

El presidente de Copa, aerolínea bandera panameña que vuela a 78 ciudades en 35 aeropuertos de América, consideró que el problema fue que por primera vez en 20 años no se tomó la opinión de las aerolíneas.

Ya con el actual gobierno, prosiguió, se retomó el diálogo y se han hecho las correcciones para tener el mejor resultado posible; incluso con una constructora como Odebrecht señalada en toda la región por casos de corrupción.

En una entrevista sostuvo que los problemas más relevantes fueron que no se consideró la conectividad entre la Terminal Uno y la Dos, además de que se descuidó el sistema de transportación de equipajes.

La lista es más larga, aseguró, y las correcciones están teniendo implicaciones en términos de costos y de tiempo.

El Aeropuerto Tocumen de Panamá, aceptó, “sí ha tenido una incidencia directa en facilitar el crecimiento de Copa”.

Su principal atributo, dijo, ha sido la comunicación constante entre las distintas administaciones del aeropuerto, que es una compañía del Estado, para hacer las inversiones que demandan las aerolíneas lo que ha sido muy positivo para la economía de Panamá.

La infraestructura de Tocumen, sostuvo, no es muy superior a la del Aeropuerto Benito Juárez de la Ciudad de México; el problema es que en el primer caso se trata de un país de cuatro millones de habitantes y en el segundo de más de 125 millones.

En la Ciudad de México, refirió, ya “no cabe un alfiler”, lo que está impidiendo benefiarse de las oportunidades para la aviación que se prevén para el futuro, con tasas de crecimiento del 6% anual en las siguientes dos décadas.

Cada ciudad, refirió, resuelve sus necesidades de maneras distintas y, por ejemplo, Nueva York tiene tres aeropuertos debido a que carece del terreno para ubicar 100% de la demanda en uno solo.

Si se trata de desarrollar un centro de distribución aérea o hub, abundó, lo más eficiente es que permita interconectar a los pasajeros que lleguen en aviones con distintos tamaños y capacidades.

Heilbron refirió que seguramente un hub en la Ciudad de México terminaría compitiendo con Panamá, en donde ganará el que logre ser más eficiente y asegurar los menores costos.

Hoy Copa podría tener mayor actividad através de la Ciudad de México, comentó, si su infraestructura permitiera más operaciones en los horarios de mayor demanda.

En todo esto, reiteró, la clave es la comunicación entre el aeropuerto y los clientes y que haya capacidad de crecimiento tanto en tierra como en el espacio aéreo.

Finalmente explicó que Copa está enfrentando retos que no se percibían al inicio del año, como el súbito aumento del precio de la turbosina y la devaluación de las monedas latinoamericanas contra el dólar.

El lunes entrevista con Carlos Duboy, director del Aeropuerto de Tucumen.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas