Bajan las metas oficiales del turismo para este sexenio

 
Carlos Velázquez
hrs.

Héctor Flores Santana, a través de GEMES, su grupo de consultoría, acaba de publicar el cuarto número de su Reporte de Información y Análisis del Sector Turismo, en el que hizo un análisis de lo que se puede esperar según el Plan Nacional de Desarrollo.

El documento en sí mismo prácticamente no incluye referencias sobre el turismo, con excepción del Tren Maya que también es un proyecto social y de infraestructura.

Ya en los anexos hay unas cuantas páginas sobre el turismo, que este grupo resume y evalúa de esta manera:

Dentro del planteamiento de Desarrollo Económico, está explícito el objetivo de posicionar a México como destino turístico competitivo, de vanguardia, sostenible e incluyente.

Para alcanzarlo hay cinco estrategias:
1. Desarrollar un modelo turístico que reduzca las brechas de desigualdad entre comunidades y regiones.
2. Fortalecer la competitividad e integrar cadenas de valor.
3. Impulsar acciones innovadoras de planeación integral, promoción, comercialización y diversificación de mercados y ofertas turísticas.
4. Implementar políticas de sostenibilidad y resiliencia de los recursos turísticos.
5. Promover los proyectos de turismo indígena.

GEMES refiere que hay un énfasis en el desarrollo social y en el producto; pero con escasa atención a la promoción turística, desarrollo de mercados, impulso a la conectividad área y a la utilización de medios digitales.

Además evidencia que incluso desde el papel, las metas previstas son menores a los resultados alcanzados en los seis años previos.

En ingreso de divisas, la meta es pasar de 22 mil 509.7 millones de dólares en 2018 a 38 mil 266.5 millones en 2024, con un crecimiento promedio anual compuesto de 9.2% contra 9.9% alcanzado entre 2012 y 2018.

Mientras la meta de crecimiento del PIB turístico per cápita a tasa promedio anual es de 1.6% y considerando que el crecimiento promedio de la población será de 1.3% anual, GEMES dice que será necesario crecer 2.9% anual para alcanzar la meta; contra 3.2% promedio del periodo 2012-2017.

Divisadero

Coscorrón. La Presidencia de la República no ha sancionado a Miguel Torruco, titular de Turismo, y a Gustavo Armenta, responsable de la comunicación social, por el video presentado en febrero en Chetumal y subido a las redes; porque no ha sido notificada oficialmente sobre la reciente sentencia de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF).

De antemano es posible adelantar que el castigo consistirá en una llamada de atención, una amonestación y en el peor de los casos en una sanción administrativa.

Aunque este panorama recuerda principalmente la frase de Benito Juárez: “Con los amigos justicia y gracia; con los enemigos, la ley”, ciertamente hay algunos elementos de temporalidad y coyuntura que sustentan racionalmente esa decisión.

Primero porque este delito electoral ocurrió fundamentalmente porque coincidió con que había seis procesos electorales en marcha durante el primer semestre del año y, segundo, y debido a que el logo de Morena sólo apareció un segundo.

Más allá de quienes estén o no de acuerdo con estos criterios, la realidad es que no se debe esperar una sanción mayor.

Comentarios
hrs.

Periodista apasionado de los viajes y de entender y comunicar cómo funciona la industria del turismo.

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas