Pasaportes de salud y los retos que enfrentan

 
Redacción
hrs.
Con la pandemia surgieron los pasaportes de salud que indicarán el estado de salud de los viajeros, analizamos qué son y sus retos.

La introducción de los pasaportes de salud, como el IATA Travel Pass, ha sido una medida de emergencia establecida por aerolíneas y gobiernos a nivel mundial para hacer frente a la pandemia del covid-19 y permitir el restablecimiento de la conectividad aérea. Sin embargo, este tipo de pasaportes se seguirán utilizando aún cuando acabe la emergencia sanitaria, pese a los retos que implica su implementación, señalaron especialistas. 



“Los pasaportes de salud son una aplicación que las aerolíneas pueden introducir en sus propias páginas web; permiten a los pasajeros crear una identificación digital, recibir resultados de pruebas covid-19 o certificados de vacunación en sus teléfonos, de una manera que es verificable y que inspire confianza”, señaló Alan Murry-Hayden, director de servicios productos y servicios al pasajero de la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA). 

Tal vez te interese leer: Estos son los pasaportes digitales de salud para viajar

Asimismo, los nuevos pasaportes de salud permiten a los viajeros revisar si cumplen con los reglamentos establecidos por las diferentes entidades de salud a nivel mundial. Actualmente, además del IATA Travel Pass, hay otros pasaportes de salud implementados por diversas aerolíneas, como el Verifly Health Passport utilizado por American Airlines, British Airways y Alaska Air. Al momento, un total de once líneas aéreas han presentado iniciativas como ésta, y se prevé que vengan más en camino.

Publicidad
Publicidad

“El principal beneficio del pasaporte de salud es disminuir los temores y las ansiedades al momento de viajar, que son las variables incontrolables más importantes que las aerolíneas deben atender para reconstruir la confianza a volar y restaurar la demanda”, indicó René Armas Maes, Vicepresidente Comercial y socio de MIDAS Aviation, consultora londinense especializada en aviación.

Todos estos pasaportes funcionan de la misma manera: los pasajeros ingresan información personal en la que demuestra que no tiene covid-19 o que ya recibió la vacuna contra la enfermedad, y mediante datos avalados por laboratorios, tanto las aerolíneas como los gobiernos pueden determinar si permiten el abordaje a un vuelo.

En América Latina, la única aerolínea que ha anunciado su intención de utilizar el IATA Travel Pass es Copa Airlines, en Panamá, y en México, las tres principales aerolíneas —Volaris, Grupo Aeroméxico y Viva Aerobus— se encuentran trabajando en estrategias propias, según indicaron cada una a A21.

“Las aerolíneas fuimos convocadas por la Agencia Federal de Aviación Civil para trabajar en iniciativas relacionadas con los cuestionarios de salud y otras facilidades que se analizan en mesas de trabajo. Aeroméxico también tiene contacto con las autoridades de los países donde opera para continuar implementando medidas y procesos para el cumplimiento de los requisitos y la facilitación de los viajes”, señaló la línea aérea del caballero águila. 

Aeroméxico no descarta la introducción del IATA Travel Pass y señaló que se encuentra en mesas de trabajo con la Asociación relacionadas con este proyecto. 

Viva Aerobus, por su parte, reiteró que no colabora con la IATA en la implementación de su pasaporte, buscando por cuenta propia generar opciones para ofrecer una alternativa a sus pasajeros.

En cambio, la industria aérea mexicana está promoviendo la iniciativa nacional “México Vuela Seguro”. “En esta nueva plataforma, los pasajeros deberán responder el cuestionario de salud solicitado para efectuar un vuelo y les brinda información de valor para un viaje seguro”, señaló Viva Aerobus a A21. 

A diferencia de lo que se venía haciendo antes, por parte de las autoridades mexicanas, la iniciativa “México Vuela Seguro”, que entrará en vigor a partir del 16 de febrero, dará un acompañamiento al pasajero, muy parecido a lo que quiere hacer IATA con su Travel Pass, añadió la aerolínea de bajo costo. Esta campaña es la opción de las autoridades mexicanas, aerolíneas y aeropuertos. 

Los retos de los pasaportes de salud

De acuerdo con René Armas Maes, existen tres retos principales para la implementación de los pasaportes de salud en la industria aérea mundial. 

El gran reto será que, tanto gobiernos internacionales como usuarios, adopten esta solución digital. Sin embargo, cuando el 60 o 70% de la población global se encuentre vacunado contra el covid-19, la tecnología de los pasaportes digitales podría perder su utilidad, y los pasajeros presentarían de manera digital o  física sus certificados de vacunación, como se hace hoy en día con ciertas enfermedades como la fiebre amarilla, indicó Armas Maes. 

América Latina, además, enfrenta un segundo reto —puntualizó Armas Maes—, pues las nuevas olas de contagio en la región mantendrán en alerta a los pasajeros y eviten realizar viajes, lo que derivará en una caída en reservaciones y demanda. 

“Por ende, el pasaporte de salud no ayudaría de manera significativa ni sería un punto de inflexión que pudiese estimular de manera positiva la confianza a viajar”. 

Por último, la existencia de más de una solución similar —además de IATA, SITA también ha presentado una estrategia de pasaportes de salud, entre otras— podría causar en los usuarios confusión y aumentar el estrés a la hora de viajar. 

Al respecto, Murry-Hayden de la IATA, señaló que lo importante no es que exista una o más aplicaciones de pasaportes de salud, sino que todas funcionen bajo la misma estructura, que tengan interoperabilidad, pero sobre todo, que exista la confianza de que todo lo que se está haciendo en la cadena turística —pasajeros, aerolíneas, laboratorios y gobiernos— tiene validez. 



Una de las ventajas que traerá la adopción de los pasaportes de salud es que acelerará la transición al uso de tecnologías biométricas en los procesos de viajes en aeropuertos y aerolíneas, aseguró Murry-Hayden.

Una vez que termine la pandemia del covid-19, los pasajeros ya habrán adoptado la mentalidad de subir sus documentos a la nube, lo que facilitaría la transición a procesos touchless en donde el rostro de una persona, por ejemplo, pueda convertirse en su boleto de entrada al aeropuerto.

Con información obtenida de la alianza con A21

Comentarios



hrs.
Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas