Vuelos low cost, industria en crecimiento

 
Corina Tlali Ortega
hrs.

Se estima que para 2027 la mitad de los viajes en avión a nivel mundial serán a través de las aerolíneas de bajo costo.

En México, hace 15 años el 2.5% de los habitantes se transportaban en avión, hoy esa cifra creció a 8% gracias a que llegaron las aerolíneas de low cost o de bajo costo.

Ese modelo de negocio permitió abrir el espectro a otros sectores de la sociedad y ofrecer una opción más para los clientes que necesitan hacer viajes cortos o de punto a punto, comentó en entrevista Rosario Avilés, especialista en aeronáutica.

Hace algunas décadas, abordar un avión se consideraba algo glamoroso, para gente con alto poder adquisitivo, incluso había personas que para viajar se vestían con sus mejores abrigos.

“México ha entrado con fuerza al mercado low cost y actualmente, el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) se encuentra en la posición 12 entre los aeropuertos del mundo que tienen más viajeros que se transportan a través de ese modelo, ya que hoy puede salir más barato o al mismo precio trasladarse en avión que en autobús”, dijo la especialista.

Avilés recordó que no es un caso aislado, en Europa hay nueve países donde más de la mitad de su oferta de asientos es de bajo costo. En 2016, 28% de los pasajeros se transportó bajo ese esquema, aproximadamente tres mil 800 millones de personas, se estima que para 2027 la mitad de los viajes en avión del mundo sean a través de estas aerolíneas.

Orígenes

La aviación ha sido tradicionalmente un transporte costoso, debido a que el combustible y los aeropuertos son caros; así como los impuestos. La especialista agregó que el concepto low cost nació en Estados Unidos en la década de los setenta, la aerolínea Southwest fue la pionera de dicho modelo al darse cuenta de que existía otro mercado paralelo al tradicional.

En esos años había aeropuertos fuera de funcionamiento debido a que eran pequeños y las aerolíneas requerían de centros concentradores y distribuidores de aeronaves para poder hacer conexión.

En esos aeropuertos abandonados y de menor tamaño fue donde Southwest encontró su campo de oportunidad, señaló la entrevistada; los espacios se reactivaron y se implementaron estrategias para atraer al sector con el cobro de servicios aéreos a bajo costo.

Fue así como la aerolínea estadounidense apostó por conectar pares de ciudades a través de aeropuertos secundarios.

Rendimiento

“El modelo empezó a crecer mucho en Europa, hoy la mitad de los viajeros son de aerolíneas de bajo costo; la compañía más famosa es Ryanair, la cual nació en Irlanda y es un modelo muy agresivo porque se podría decir que venden el huesito y si quieres una maleta extra, un asiento determinado, alimentos o que impriman tu pase de abordar, todo te cuesta”, detalló.

Para conseguir que las aeronaves lograran máxima rentabilidad, la experta en aviación puntualizó que se debía ofrecer un servicio básico, por esa razón se eliminó entretenimiento, amenidades y lujo a bordo, como los asientos de primera clase, y así operar con más espacio para un número mayor de pasajeros. “Existe la anécdota o leyenda de que en una aerolínea le quitaron la aceituna a los martinis y así ahorraron un millón de dólares”.

Para Avilés el segmento de los viajes de bajo costo se mantiene en crecimiento y se tiene que hacer cada vez más accesible para alcanzar mayores núcleos de población y crecimiento en el mercado.

Comentarios
hrs.

Periodista

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas