Trick Eye llegó a México para quedarse

 
Corina Tlali Ortega
hrs.

En un espacio libre de objetos resalta a la vista las pinturas con escenas fantásticas que cubren el techo, las paredes y el piso. Se ve a la gente apuntando con la cámara del celular hacia todos lados, las personas pisan, tocan y se integran a cada una de las imágenes como si fueran parte de la obra.

Así se experimenta la realidad aumentada, no se necesitan gafas especiales, todo se vive a través del dispositivo móvil, comentó en entrevista Micaela Moon, presidenta del Museo Trick Eye México. Al llegar los visitantes al recinto se conectan al Wi-Fi del recinto y descargan la aplicación Xr Museum, la cual genera automáticamente una carpeta en la galería y funciona como cámara de foto y video.

La gente se introduce para ser parte de los escenarios pictóricos y moverse junto con todas las imágenes, no hay límite, pueden interactuar desde una sola persona hasta una familia completa, detalló Moon.

El museo abrió el primer día de diciembre del año pasado y a la fecha ha registrado más de 40 mil visitantes. Para la presidenta del museo esa cifra es más de lo que esperaban, pues no imaginaban tener una respuesta tan rápida por parte de la gente.

“Nuestro museo llegó para quedarse, es permanente y estará en constante cambio, tendrá mejoras, se cambiará el efecto de realidad aumentada, se modificarán muros o salas completas”.

Para vivir la experiencia que el museo ofrece, es recomendable considerar el tiempo de estancia, porque el recorrido puede llevar de dos a cuatro horas, deberá ser paciente, ya que la aplicación primero tiene que cargar o escanear las obras del exterior y después el visitante tendrá que usar su creatividad para encontrar la manera de interactuar con los escenarios, los cuales muestran tormentas en medio del océano, arrecifes de coral, volcanes en erupción o mundos de cabeza.

Comentarios
hrs.

Periodista

Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas