Regresan cruceros a Venecia entre protestas

cruceros en Venecia, protestas
Protestas por cruceros en Venecia. Foto tomada de las redes sociales de We Are Here Venice
 
Redacción
hrs.
El sábado 5 de junio se reanudaron los cruceros en Venecia desde que empezó la pandemia, durante la partida hubo protestas en tierra y agua

El sábado 5 de junio zarpó el primer crucero de Venecia desde que empezó la pandemia, durante la partida hubo escoltado trabajadores portuarios que celebraron el regreso de los cruceros y protestas en tierra y en el agua de gente que ondeaba banderas con la frase “No Big Boats”.

El crucero fue el MSC Orchestra que zarpó con alrededor de 1,000 pasajeros. Y aunque el momento puede marcarse como el regreso de los cruceros después de más de 18 meses, la navegación también reaviva el movimiento anti-cruceros.

El mensaje para los pasajeros que llegaban a Venecia desde las cubiertas del barco se mezcló entre señales de protesta y de bienvenida mientras el barco navegaba por el Canal de Giudecca, pasaba por la Plaza de San Marcos y el Palacio Ducal. 

Tal vez te interese leer: Góndolas de Venecia limitarán cupo de pasajeros

Cientos de venecianos se reunieron junto al canal para exigir la detención inmediata de los cruceros que atraviesan la laguna, citando una serie de decretos anteriores que dicen que nunca se aplicaron.

Según el Comité de Trabajo de Venecia, más de 1.700 trabajadores tratan directamente con cruceros, desde conductores de remolcadores hasta transportistas de equipaje, mientras que otros 4.000 puestos de trabajo dependen del tráfico de cruceros.

El gobierno del primer ministro italiano Mario Draghi se comprometió a sacar los cruceros del Canal de Venecia. Sin embargo, esta solución requeriría que se hagan terminales en otro lugar, por lo que lograr el objetivo tomará al menos un año.

La preparación del puerto de Marghera, que todavía se encuentra dentro de la laguna, requiere alargar los muelles existentes para acomodar embarcaciones más grandes, así como dragar un canal en la aproximación, dicen los funcionarios de la industria de cruceros. Según los planes actuales, los barcos de más de 250 yardas, que representan aproximadamente el 70% del tráfico de cruceros, serían desviados.

Durante más de una década, comités de residentes de Venecia empezaron a crear campañas que se oponen a la llegada de cruceros gigantes. Entre las razones destacan motivos ambientales y preocupaciones de seguridad.

La Asociación Ambiental de Venecia, uno de los grupos en contra de los barcos, exige que los funcionarios culturales italianos y del puerto de Venecia prohíban inmediatamente a los barcos de la laguna, amenazando con emprender acciones legales si no se toman medidas dentro de los 15 días.

Antes de la pandemia, Venecia luchaba contra el exceso de turismo y recibía 25 millones de visitantes al año. Estaba a punto de imponer un impuesto a los excursionistas antes de que golpeara la pandemia, lo que paralizó abruptamente el turismo. 

Venecia es de los destinos de cruceros más importantes del mundo en las últimas dos décadas, y en 2019 sirvió como un lucrativo punto de inflexión para 667 cruceros que embarcaron a casi 700.000 pasajeros y transportaron un total de 1,6 millones, según la Asociación Internacional de Líneas de Cruceros (CLIA). 

Comentarios
hrs.
Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas