Gobierno de Trump al rescate de su industria turística

Estatua de la libertad
Estados Unidos le pedirá a los viajeros una prueba de Covid negativa
 
Redacción
hrs.

En México se avizora un año extremadamente complejo al no haber apoyo del gobierno federal



El gobierno estadounidense ya está aplicando un presupuesto extraordinario de más de 50 mil millones de dólares para apoyar a su industria turística ante las afectaciones que ha provocado la pandemia del coronavirus (Covid-19), mientras que en México sigue la resistencia del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Ese rescate del gobierno de Donald Trump, explicó Rubén Olmos, analista internacional y socio director de Global Nexus en Washigton DC, fue resultado de “un cabildeo nunca antes visto” en el congreso de Estados Unidos; ya que ahora no fueron los asesores, los abogados o los consultores los que hablaron con los legisladores sino los propios CEO´s de empresas como Carnival Corporation y Marriott International.

Este paquete de recursos incluye un monto de más de 50 mil millones de dólares para rescatar a la industria, de ahí 25 mil millones son para atender a las aerolíneas y el resto es para las plataformas digitales y cadenas hoteleras.

Publicidad
Publicidad

“Son montos extraordinarios. Nunca antes se vio que el Congreso de Estados Unidos le dedicara tanta atención y aprobara un presupuesto de esta magnitud para salvar una industria. Esto quiere decir lo importante que es el sector de viajes y turismo en EU y, sobretodo, lo que esto implica en la generación de empleos”, comentó.

Olmos destacó otro tema que pidió la industria turística estadounidense y fue no reactivar actividades para el Día de Pascua como lo había planteado Trump: “Decía que quería ver a la gente en centros comerciales, iglesias y restaurantes; evidentemente, de inmediato reaccionaron los gobernadores incluso de estados turísticos”.

Se estima que en abril y mayo se mantendrán los contagios y será hasta la segunda quincena de junio cuando la actividad en EU reinicie en un 20 o 30 por ciento.

CASO MÉXICO

Entre los empresarios turísticos estadounidenses existe preocupación sobre la postura del gobierno mexicano, no solo durante esta crisis sino en los últimos meses, debido al cierre del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM).

Organismo al que recurrían cuando había una preocupación sobre problemas de fondos y hoy ya no existe para continuar con esa comunicación.



“Standard’ and Poor’s y seguramente las otras dos calificadoras también bajaran la calificación de México, ya lo hicieron con Pemex, porque hay un clima de negocios muy revuelto, porque no hay seguridad jurídica”.

“Hay una preocupación, sobre todo, para el mediano y largo plazo, de qué va a pasar, cómo vamos a regresar, cómo vamos a llevar turistas a México si no hay las condiciones para poder pagar nuestros impuestos con un par de meses de tolerancia”.

Agregó que la población ha aprendido que el único que toma decisiones es el presidente de la República y si un tema le interesa lo anuncia en la mañanera. En el tema de turismo, señaló, el único objetivo que ha López Obrador es la construcción del Tren Maya, “que hoy por hoy veo muy difícil que se pueda construir”.

Esta nota fue publicada en la edición impresa de abril:

Comentarios



hrs.
Notas relacionadas
X
Ir a la barra de herramientas