La dama de rosa en California

 
Isabel Gordoa
hrs.

Hace 92 años, La Valencia abrió sus puertas como un hotel de departamentos. Si bien su nombre de pila, Los Apartmentos de Sevilla no se usó, la propiedad en La Jolla, California, fue diseñada para integrar diversos elementos de la arquitectura clásica española, construida por Reginald Johnson.

Ese lugar frente a la playa que en sus inicios pertenecía a MacArthur Gorton y Roy, ahora es un icono de California, mejor conocido como “la Dama de Rosa”, por el color de su fachada.

Además La Valencia cuenta con una decoración de estilo mediterráneo con distintos patios, murales pintados a mano, barandales de hierro forjado, mesas de mármol negro, alfombras coloridas y mosaicos españoles, características que evocan el encanto y lujo del Viejo Mundo, en el exclusivo hotel miembro de Preferred Hotels & Resorts.

Publicidad
Publicidad

Secuelas de guerra

En 1930, McArthur contrató a Gethin Williams como gerente general de La Valencia, el segundo de siete que se encargaron de la propiedad.

Durante la Segunda Guerra Mundial, debido a la proximidad de La Jolla a San Diego, el Hotel La Valencia y sus invitados fueron una gran parte del esfuerzo de guerra.

Los lugareños pasaron largas horas sentados en la torre explorando los cielos y mares en busca de aviones o barcos enemigos.

El hotel también se convirtió en el hogar temporal de cientos de oficiales jóvenes, a menudo reunidos en el vestíbulo, ya sea esperando ir al extranjero o disfrutando del lugar.

El Whaling Bar y el restaurante Café la Rue se abrieron lado a lado en la década de 1940 y se convirtieron en la pieza central del hotel para huéspedes y residentes de La Jolla.

En enero de 2014, se renovaron y reabrieron como un moderno bistró y bar europeo, con banquetes interiores. Algunos de los animados murales de la “Aldea europea”, elaborados por el artista local Wing Howard, adornan las paredes.

La Valencia adquiere el Hotel Cabrillo y entró en su período de mayor expansión, pasó de tener 30 habitaciones a 100, cuando Dick Irwin se convirtió en su tercer director general.

Hoy cuenta con cuatro tipos de habitaciones: Vintage, Classic, Villas e Icon. Las superiores incluyen balcón, algunas con vistas al mar.

Las estrellas de Hollywood usaron el hotel y aún lo hacen, como un escondite del ajetreo de la ciudad.

Con su emblemática torre: Pink Lady, sigue siendo un famoso punto de referencia en la distintiva calle Prospect de La Jolla, al mando de los acantilados del pueblo con vistas panorámicas.

hrs.
Notas relacionadas
Ir a la barra de herramientas
X